Después de la reunión de nuestro Alcalde con el Presidente del Principado, asistimos los cangueses a otra tomadura de pelo. Es una burla que finjan trabajar por nosotros, cuando se reúnen para que uno de las órdenes, y el otro se limite al cumplirlas sin rechistar y buscando argumentos cómicos para defenderlas. José Víctor se presenta en Cangas del Narcea con un supuesto plan que lo aguanta todo, y que no deja de ser lo mínimo que se espera de una administración regional.

Gracias a un alcalde incapaz de exigir lo que nos merecemos, y un Presidente autonómico que se niega a tratarnos en igualdad de condiciones que el resto de asturianos, Cangas del Narcea no sólo no avanza, sino que se estanca mientras a los vecinos se les cuelan promesas de inversión. Con este plan mágico, tan pronto se arreglan colegios, como se parchean carreteras, lo que importa es que parezca que la administración invierte el doble, cuando hace lo mínimo, y ni eso.

Me gustaría, ya que tanto habla el alcalde del Plan Especial para el Suroccidente, y visto que en el cabe todo y lo aguanta todo; empezar con un poco de historia que el regidor se niega a reconocer.

cibuyo1

Estado del Colegio de Cibuyo, y que la Consejería se niega arreglar.

El Plan nació en la legislatura anterior, con José Luis Fontaniella en el lugar que hoy ocupa José Víctor, y tenía como objetivo paliar las carencias de esta zona, en comparación con el resto de la región, así como favorecer la creación de empleo y reducir la despoblación. Para ello se encargaba un estudio que debía analizar las necesidades de la comarca. Así nació, y la verdad que el objetivo era encomiable.

Lo era hasta que cambió la corporación y, como sucede con casi todo en Cangas que es tocado por el equipo de gobierno, se va al garete, y pasa, de servir a la colectividad, a ponerse al servicio del PSOE. Donde antes había 3 partidos (PSOE en Tineo y Allande, PP en Degaña y Cangas del Narcea; y FORO en Ibias), se ha pasado a que las reuniones del plan sean un aquelarre socialista donde el Principado socialista dispone, y los Alcaldes, del mismo partido, asienten. Así, de esta relación vertical y servil, surge un plan que no se diferencia en nada a lo que deberían darnos, y deberíamos tener, de no existir el mismo. Todo lo incluido en él, es obligatorio que lo haga el gobierno regional.

Es una tomadura de pelo, y ejemplos no faltan.

En Oviedo, cuando se hunde un Colegio, el Principado de Asturias lo arregla a cargo de los presupuestos regionales; en Cangas, el Colegio de Cibuyo porque a Consejería no le sale de sus reales hacerlo, lo pagamos a cargo de un fondo, que se supone, es para desarrollar la Comarca, mejorar lo existente y no pagar las facturas de otros. Arreglo que, por cierto, seguimos sin saber cuánto cuesta.

Lo mismo en los concejos de alrededor. A cargo del famoso plan que sin tener negro sobre blanco de cuánto dinero se dota el mismo, ya se han gastado parte en pagar el transporte escolar desde Cerredo al instituto cangués, y todo, porque el gobierno regional no quiere ponerles el bachiller allí.

Esta es la única carretera que nos une con Oviedo

Esta es la única carretera que nos une con Oviedo, y solo merecemos un parche para el Principado

Es tan enfermiza la obsesión del regidor por hablar del Plan del Suroccidente, que hasta pretende vendernos, el meter los parches del PSOE a la AS 15 dentro de él. Por lo visto, arreglar la vía en peor estado de toda la red autonómica, no entra dentro de las obligaciones ordinarias de la administración, que necesita un plan especial.

Después de ver como el buhonero de nuestro alcalde nos vende lo que es nuestro por derecho, reflexiono y casi me da pena la situación del oriente o del centro. Viendo que con arreglo al plan “especial” se arregla colegios sin tejado, se pone transporte escolar a escolares de bachillerato y se ponen parches a la única carretera que nos comunica directamente con la capital; a ellos, cuando les pasen estas cosas no tendrán con que arreglarlo si no les sacan un plan…. o no. Pienso que viendo como están sus carreteras, colegios y facilidad para estudiar bachillerato, a ellos no les va nada mal. Igual si les entra dentro de la inversión ordinaria de la administración correspondiente.

Alcaldes como el de Cangas del Narcea, cuando se ven superados y no pueden hacerse valer ante sus jefes, buscan excusas antes que soluciones. Lo lógico, de ser esta cualidad la que gobernara el municipio, y no la lealtad a unas siglas, es que se le dijera al Principado: muy bien, eso lo haces igual porque es tu obligación, y a mayores, lo previsto en el plan. El Principado está obligado a mantener las carreteras, que haya colegios con tejado y que la gente tenga facilidades para estudiar bachillerato.

Nuevamente, nos quedamos sin una oportunidad de oro para que empujar el concejo, y encima, nos piden que les demos las gracias. Lo dicho, otra tomadura de pelo.